Veterinarios Taurinos de Andalucía no se hace responsable de las opiniones vertidas por sus colaboradores ni de los comentarios agregados por sus lectores.


sábado, 1 de diciembre de 2012

¿ SABEMOS DE CAPAS-ESTAS DE ACUERDO CON ESTAS AFIRMACIONES?



Según http://elsecretodelabravura.blogspot.com.es/2012/11/castanos-o-colorados.html

Pero donde no se debe caer en el error es en la capa base, y hay dos pelos que se suelen confundir en muchísimas ocasiones. El castaño y el colorado. Suena a error poco habitual pero es muy frecuente. Normalmente cuando ves un toro con pelos negros y colorados se le da el calificativo de castaño, y si tiene la mayoría de pelos colorados se le reseña como colorado, pero no es siempre así. Hay toros colorados con muchos pelos negros pero son colorados. Y otros castaños casi sin pelos negros pero son castaños.
Ejemplos: hay colorados chorreados en verdugo que tienen mucho negro, y por el contrario hay castaños muy claros que sólo tienen negro alrededor del ojo y poco más.

Entre castaño y colorado el error suele ser habitual

Pero hay un truco para diferenciarlos. El truco está en la punta de los pitones, en el hocico y en algunos casos en los ojos. El toro colorado casi en todos los casos tiene la punta del pitón acaramelada, es decir, rojiza, o como bien dice el nombre, color caramelo. Además suele tener el hocico rosado o claro (no confundir con la piel que rodea al hocico ya que hay muchos castaños bociblancos), y los ojos aparecen siempre más claros (ojo de perdiz) o simplemente sin ningún pelo negro.

Puntas acarameladas, hocico claro, ojos claros: colorado, en este caso muy chorreado.

Sin embargo, los castaños tienen la punta de los pitones de color negro, el hocico de color negro (aunque sean bociblancos) y alrededor de los ojos suelen tener siempre algun pelo negro.

Puntas negras, hocico negro, ojos negros: castaño, en este caso castaño muy claro

Antes de saber este truco aquellos toros más dudosos siempre me daban quebraderos de cabeza. Ya no. La cuestión está en querer aprender y, como me decía mi abuelo, en observar. Porque igual que no es lo mismo un colorado y un castaño, tampoco es lo mismo mirar que observar.

9 comentarios:

El Torista dijo...

Estoy en desacuerdo con algunas apreciaciones aparecidas en su blog sobre el artículo ¿Sabemos de Castas. Estás de acuerdo con estas afirmaciones?
1º- El Colorado y el Castaño son inconfundibles. La capa Colorada está constituida, exclusivamente, por pelos colorados, que podrán variar en tonalidad, dependiendo de las ondas lumínicas reflejadas en el conjunto de su pinta. Así, encontramos, el Colorado sin más, el Colorado Encendido y el Colorado Avinagrado.
Por otra parte, la Castaña es una capa integrada por pelos rojos y negros, cuyas proporciones podrán variar, eso sí, hasta obtener matices más claros, oscuros o intermedios u ordinarios.
2º- “Normalmente”, es un término que no se debe de utilizar para diferenciar ambas capas, y, por supuesto, “no hay toros colorados con muchos pelos negros pero son colorados”.
3º- Cuando habla de “ojos claros”, debería decir más bien ojalado, o, en su caso, ojo de perdiz, términos taurinos que definen perfectamente el concepto al que está referido.
4º- Muy bien en el ejemplo que indica, anteponiendo la palabra Colorado a Chorreado en verdugo, ya que, efectivamente, el Chorreado no es un pelaje sino una particularidad que debe de acompañar a la pinta principal, en este caso, la Colorada.
5º- Respecto al truco, bien la apreciación del color de las puntas de los pitones y hocico, aunque considero que eso, más que un truco es un concepto que va unido al propio pelaje de las reses de estas características.

El Torista

Alberto Ariza Moreno dijo...

Para EL TORISTA:

Quería contestarle a su comentario, ya que soy el autor de esta entrada, para darle mi punto de vista y explicarle el porqué de las afirmaciones con las que, educadamente, usted no está de acuerdo.

1º Primero quería aclararle que la entrada está escrita desde un punto de vista veterinario y no desde un punto de vista de aficionado puesto que Colorado Avinagrado no existe y no es susceptible a describir a un becerro en un herradero en el acta oficial.
Segundo decirle que discrepo en que la capa colorada está constituida exclusivamente por pelos colorados puesto que un toro colorado podrá presentar multitud de accidentes de color negro y sigue siendo un toro colorado, para ejemplo la segunda foto en la que aparece un toro colorado chorreado en verdugo (con pelos negros) y es colorado, por lo tanto los toros colorados no están exclusivamente constituidos por pelos colorados.

2º Puse "normalmente" porque con la variedad cromática que tiene el toro bravo no siempre se sabe con exactitud la capa de todos los toros y becerros aunque estemos hablando de especialistas. Muchas veces para determinar la capa de un animal entra en juego la subjetividad y la opinión de cada uno aunque sean especialistas en la materia.
Y yo pienso que si hay toros colorados con muchos pelos negros pero son colorados. Uno de ellos es el que aparece en la segunda foto, un toro Colorado Chorreado en verdugo que tiene muchísimos pelos negros pero que no por ello deja de ser colorado.

3º Aquí primero aclararle que nunca he visto un toro colorado ojalado y que más bien sería ojo de perdiz. Pero con lo de "ojos claros" no me refiero a los pelos que rodean el ojo que es a lo que se refieren las características que usted expone. Con lo de "ojos claros" me refiero a una parte del ojo llamada mucosa, que rodea al ojo y no tiene pelo y que se aprecia mejor en la zona del lacrimal. Esta mucosa en los toros colorados es rosácea y en los toros castaños es negra. Con eso me refería a lo de "ojos claros". No quise poner mucosa para no utilizar términos tan técnicos que, posiblemente, no todo el mundo entienda.

4º Aquí usted me da la razón de que pueden existir toros colorados con pelos negros al decir que es una particularidad del colorado y, con ello, se contradice a lo que decía en los puntos uno y dos en los que decía que no había toros colorados con pelos negros.

5º Sí es cierto que es un concepto que va unido al propio pelaje de estas características pero hay personas que empiezan en esto y les gustaría aprender y que seguramente les cueste más determinar la capa de los toros. Para ellos, igual que lo fue para mí y lo sigue siendo en los toros más dudosos, es un "truco" o una "regla" a la que atenerse ante las dudas y creo que es una ayuda importante para empezar a aprender del toro bravo.

Por último muchas gracias por sus apreciaciones, por comentar esta entrada con tanta afición y tanta educación y animarle a que siga visitando este interesante blog y el blog "El Secreto de la Bravura" donde se publicó esta entrada y se seguirán publicando más para, espero, su disfrute.

Un saludo y de nuevo gracias.

El Torista dijo...

Estimado Sr.:
Parece ser que Vd. es Veterinario, o, estudiante de Veterinaria, por el encabezamiento del primer punto que hace referencia a mi comentario sobre su artículo. Yo sí lo soy. De todas maneras, independientemente de ello, me satisfacen las respuestas que hace a mi réplica, porque mi deseo, y se lo digo de corazón, es que fuera estudiante, ¡ojalá sea así!, y no se lo digo con ánimo de minusvalorar, y mucho menos de prepotencia, sino, de alguien que lleva ya más de treinta y cinco años en “esto del toro bravo”, y que, con todo gusto voy a responder, una a una, todas sus consideraciones.

1º- El Colorado Avinagrado, SÍ EXISTE. No tiene más que informarse en textos, en principio fidedignos y de total credibilidad, como Cossio, pag. 99. Tomo-1, edic. resumida, “El color del pelo del toro colorado y brillante”, o de Pedro Beltrán, en su Diccionario de Términos Taurinos, “toro colorado oscuro brillante”, o el propio Diccionario de Espasa Calpe, igualmente de Términos Taurinos, “Se dice del toro que tiene el pelo colorado, oscuro y brillante, con una tonalidad parecida al vinagre”, y ya, más recientemente, el Dr. Veterinario Rodríguez Montesinos, “Es una variedad entre capas Coloradas, y se caracteriza porque el pelo presenta un matiz oscuro, violáceo y brillante”.

2º- Insisto. La capa Colorada, está integrada, EXCLUSIVAMENTE por pelos colorados, por pintas Coloradas. Otra cosa son las particularidades acompañantes de la capa, lo que ustedes llaman accidentales o accidentes (palabra que yo no comparto, porque un accidente es algo eventual, algo circunstancial, y, por lo general, las particularidades, dígase el bragado, meano, girón, etc., son para toda la vida).

3º- El Chorreado en Verdugo, es el vacuno de pelaje Colorado, Castaño o Tostado, que presenta, sobre su capa (Colorada, en nuestro caso), una serie de bandas de color negro o más oscuro que aquella. Tenga presente que, una PARTICULARIDAD, o un ACCIDENTAL, es una irregularidad en el pelaje básico de la res, y NO una coloración.

4º Respecto a su apreciación en el segundo punto de su contestación, indicarle, dentro de mi experiencia de muchos años, que un toro adulto SÍ SE SABE, CON EXACTITUD, LA CAPA QUE TIENE, y le puedo indicar, con total seguridad, que la “subjetividad” no existe cuando se conoce bien la faneróptica y exterior. Y no insista. “No hay toros colorados con muchos pelos negros pero que son colorados”. Hablemos de particularidades.

5º- ¡Muy bien en lo de colorado ojalado!. Aquí debería de haber indicado, más correctamente, ojo de perdiz exclusivamente, porque como Vd. bien sabe, el ojalado es una particularidad que, prácticamente (y creo no me equivoco), se da en las ganaderías derivadas de Santa Coloma y Vega Villar, y que, en ocasiones se suele confundir con éste término de ojo de perdíz.

6º- ¡Por favor!, no utilice el término ojos claros. ¡Y menos, si es Veterinario!. ¡Esto no es una película de Disney!.

7º- Creo que su cuarto punto está sobradamente respondido y explicado en mis anteriores apreciaciones.

8º- Indicarle que en “esto del toro bravo” no existen Trucos. El toro Colorado tiene una pinta uniforme, no tiene pelos negros, distinguiéndose, de esta manera, de los Castaños con los que no hay que equivocarse, porque, éstos últimos son dicromáticos, formados por pelos rojos y negros.

9º- No le doy la razón al decir que “pueden existir toros colorados con pelos negros”. Insisto en las apreciaciones indicadas con anterioridad.

10º- Valoro, y en mucho, su interés por lo que muestra sobre este tema. Me da la impresión de que es joven, igual me equivoco, pero si es así, le animo a que siga en esta línea, porque personas como Vd. hacen mucha, mucha falta, en este complicado del mundo del TORO BRAVO.

Un saludo

EL TORISTA

Alberto Ariza Moreno dijo...

Para EL TORISTA:
Acierta de pleno usted, soy estudiante de veterinaria, estudio concretamente tercero del plan Bolonia este nuevo que han hecho que es un desastre. Llevo desde pequeño en varias ganaderías de bravo ayudando y aprendiendo del toro y, quizás, por eso esté equivocado en mis afirmaciones.

Decirle que siendo usted veterinario solo me queda pedirle disculpas por mi osadía de llevarle la contraria en sus comentarios. Como estudiante que soy me queda muchísimo que aprender y me ha podido el saber del campo más que el saber del profesional veterinario.

Agradecerle también su educación y, sobre todo, que me haya dejado aprender de todo lo que sabe.

De nuevo gracias y PERDÓN por mi osadía.

Un saludo y muchísimas gracias.

El Torista dijo...

Estimado Alberto:
Permíteme que nos tuteemos, una vez conocida tu condición de futuro colega veterinario.
Vaya por delante mi admiración hacia tu persona, por un lado por la manera cómo has respondido mi carta, por la humildad injustificada que has mostrado, ya que tus conocimientos son muchos y muy acertados, y no es la norma el que un joven de veintipocos años responda de la manera y educación con la que tú lo has hecho.
Por otro lado, animarte a que sigas en tu empeño. El mundo del toro es muy bello y gratificante para los que como nosotros lo amamos y defendemos. Yo puedo decirte que anualmente visito una media de unas 30 ganaderías donde realizo mis estudios, fundamentalmente de tipo exteriorista y morfológico, plasmando con mi cámara momentos, en muchos de los casos espectaculares.
Desearía mantenerme en el anonimato, como EL TORISTA, pero te brindo, si así lo desearas, me indiques tu número de teléfono para ponerme en contacto contigo, y verás cuando te diga quién soy, me conoces.
Un saludo
EL TORISTA

Administrador dijo...

Amigo Alberto enhorabuena por tu blog y por colaborar con el nuestro de veterinariostaurinos,ya sabes que estamos a tu disposición para todo lo que desees, espero que nos sigas visitando y hagas participes a todos tus compañeros futuros veterinarios amantes del toro, para que se animen a colaborar y expresar sus opiniones porque seguro que nos enriquecen a todos.
Felices Navidades y mejor 2013

Alberto Ariza Moreno dijo...

Para EL TORISTA:
Sería un placer y un honor que un veterinario como usted, que por lo expresado en sus comentarios detecto que sabe bastante del toro bravo y de la profesión quisiese ponerse en contacto con un simple estudiante como soy yo.

Aquí le dejo mi número de teléfono por si quisiese ponerse en contacto conmigo: 639778268 Su llamada será bien recibida.

Un saludo y muchísimas gracias.

Alberto Ariza Moreno dijo...

Para Administrador:
Enhorabuena a usted por su blog, antes de iniciar mi andadura con "El Secreto de la Bravura" ya entraba por aquí de vez en cuando y siempre fue para mí muy gratificante lo que aquí encontré y, evidentemente, no voy a dejar de hacerlo ahora.

Intento a diario hacer partícipes de esta afición a mis compañeros de facultad y de hecho he participado en varios debates con respecto a los toros, evidentemente, siempre en favor del toro bravo y la fiesta.

No dudes que seguiré pasándome por aquí y que intentaré que otros jóvenes aficionados, futuros veterinarios o no, se pasen por aquí. Muchísimas gracias por ofrecerme vuestra ayuda, bastante valiosa por cierto, y evidentemente teneís a vuestra disposición cualquier cosa que necesiteís de "El Secreto de la Bravura" o de mi persona.

Un saludo e igualmente Feliz Navidad y un próspero 2013. Muchas gracias.

Alberto Ariza Moreno dijo...

Para EL TORISTA:
Muchísimas gracias por su llamada. Decirle que ha sido un placer hablar aunque fuesen escasos minutos con usted. Espero conocerle algún día en persona y que podamos hablar y compartir opiniones con respecto al toro y al mundo de la veterinaria.

Muchas gracias por su ayuda y por su llamada. Es un placer conocer a una persona como usted.

Un saludo, de nuevo muchísimas gracias, y desearle una Feliz Navidad y un próspero año nuevo.