Veterinarios Taurinos de Andalucía no se hace responsable de las opiniones vertidas por sus colaboradores ni de los comentarios agregados por sus lectores.


jueves, 31 de diciembre de 2009

EL NEGOCIO DE LOS ANTITAURINOS AL DESCUBIERTO

Si los periodistas taurinos se dedicaran a denunciar, investigar y sacar a la luz muchas cosas, nos iría mejor. Hay que preguntar, reflexionar, proponer soluciones, hay que darle mayor musculatura intelectual y más nervio informativo a los medios taurinos. Se trata de que exista normalidad en el sector, escrito en http://lostorosenelsigloxxi.blogspot.com



EL PROMOTOR DE LA ILP, ASESOR DE MÁS DE CIEN POLÍTICOS
Por Carlos Ruiz Villasuso- Mundotoro

Algo no cuadra en la ILP (iniciativa legislativa popular) votada el jueves en Barcelona. Hasta ahora, la estrategia de los antitaurinos era muy conocida: el cerco al toreo a través de la modificación de la Ley de Defensa de los Animales. ¿Por qué este cambio hacia un enfrentamiento directo en el propio Parlamento?.

¿Quién ordenó el cambio de estrategia?
¿Qué es PROU; la plataforma anti taurina alma de esta guerra?
¿Quién manda en PROU?
¿De qué viven, quien les apoya, quién les ampara?.

Las respuestas nos llevan a conclusiones estremecedoras. Quizá jamás haya sido ésta una iniciativa ciudadana. Quizá sea una orquestación de intereses bastardos o, al menos, no por amor al arte. Quizá al Parlament le hayan metido un gol por la escuadra mejor que cualquiera de los de Leo Messi en el Camp Nou.

El personaje clave de esta historia, y de otras muchas que tienen que ver con la llamada “corriente animalista” es Leonardo Anselmi Raffaeli, nacido en Rosario (Argentina) y ubicado en Barcelona desde hace ocho años. Los mismos que él dice tener de experiencia profesional en su currículum como 'Gerente de proyectos en la rama de la biotecnología', una profesión de resonancias esotéricas al ritmo de tango. O de tongo. No consta en su currículum puesto de trabajo alguno.

Leonardo Anselmi se hace en Barcelona fundador y Promotor de la Plataforma PROU, y de otras siete u ocho plataformas de similar contenido: Director en Barcelona de la Asociación Animalista LIBERA!, Presidente y Fundador de la Plataforma Stop Our Shame, Presidente y Fundador de la Plataforma para la Estrategia Animalista, Coordinador de la Comisión BarcelonaMata, Coordinador de las Plataforma Ramblas Éticas, portavoz de la Plataforma Gatera JA!, y asesor de muchas otras organizaciones de defensa de los animales y el medio ambiente, como Galicia Mellor Sen Touradas, la Bullfighting Free Europe, ADABE, CACMA, FAADA, entre muchas otras.

Esta capacidad prolífica de Anselmi aún le da tiempo para más trabajos, aquellos que ponen la guinda de la duda sobre la iniciativa ciudadana que trata de prohibir los toros en Barcelona. Este argentino de Rosario, de verbo fácil y siseante, dominador de estrategias de imagen, se declara ASESOR del Eurodiputado Raúl Romeva (de Iniciativa Por Cataluña/Los Verdes) y de los senadores Jordi Guillot (de ICV), Josep Maldonado (de Convergencia y Unión) y Joan Josep Nuet (del Partido Comunista de Cataluña e Izquierda Unida). Además, se declara asesor de más de un CENTENAR de alcaldes. Es decir: Anselmi trabaja (asesorar es trabajar, al menos en España, y quizá hasta en Argentina) para una serie de políticos claves en la tramitación de ILP. La lógica dice muchas cosas. Una, que esta iniciativa no es un movimiento popular ciudadano de los Catalanes. Ni tiene sentido popular ni tiene sentido catalanista.

Al contrario. Anselmi pertenece a los movimientos de protesta globalizadores (internacionales) y su discurso global forma parte de una profesión, sin duda legítima, pero revestida de forma obscena y hartera de un nacionalismo antitaurino inexistente. Todo ello amparado y auspiciado por varios políticos, entre otros los mencionados, que han vendido a la sociedad catalana una bandera catalanista más impuesta que espontánea. Todo forma parte de una estrategia. Todo está pensado y financiado. Orquestado. No hay sentimientos catalanes, sino la utilización perversa de los sentimientos de los catalanes.

Hasta ahora, la estrategia de este grupo liderado por Anselmi se basaba en poner coto al toreo a través de las modificaciones de la Ley de Defensa de los Animales de Cataluña (la que ya ha reducido la libertad del toreo a las plazas construidas en este momento. En Cataluña, a través de esta modificación, los toros están prohibidos menos en las plazas de obra ya existentes). Pero, conocedores de la experiencia jurídica de Francia (en donde los tribunales y el Parlamento votaron a favor del derecho a la tradición de las ciudades taurinas frente a los supuestos derechos de los animales) han variado la estrategia. No se trata de un movimiento espontáneo de los sentimientos de los catalanes sino de una operación dirigida a manipular dichos sentimientos. Han echado el anzuelo, sabiendo que el tinte antiespañol de Esquerra iba a picar y que la sensibilidad desinformada da para mucho.

Es curioso que el propio Anselmi se declare, además, asesor de otros CIEN municipios. Algunos de ellos en donde se dan los toros de la calle, localidades con base social de Esquerra Repubicana e Iniciativa Los Verdes. Y deja de ser curioso como estos espectáculos populares no forman parte del objetivo de la prohibición de esta ILP. No hay nada azaroso en esta acción ni nada que no parezca meditado y fruto de una estrategia.

Algunos políticos del PSC y de CiU consultados por este medio afirman no conocer a Leonardo Rafael Anselmi, ni saber muy bien la origen de PROU. Les sorprende la actividad prolífica de este argentino de Rosario y su vinculación con tantos políticos catalanes. A la pregunta sobre si creen que están formado parte de una estrategia que nada tiene que ver con “lo catalán”, sino que es precisamente “lo catalán” lo que está siendo utilizado y manipulado por movimientos animalistas globalizadores e internacionales, prefieren no responder.

CUANTO MÁS HUMANO, MÁS NEGOCIO' 



“Cuanto más humano, más negocio”. Un periodista sueco escribió en el rotativo Aftonbladet lo siguiente:

 “A las mascotas sólo les falta que les legislen la libertad de religión para ser el mayor negocio del mundo”.

Quizá no haga falta. El animal doméstico o mascota genera un volumen de 25 billones (25.000.000.000.000) de dólares anuales en alimentación, farmacología, estética, cuidados, veterinaria, hospitales, cementerios,… etc Este negocio global se dirige esencialmente desde cinco grandes multinacionales: Mars, Nestlé-Purina, Ralston y Procter and Gamble, además de otras muchas empresas trasnacionales. El negocio incrementó su volumen en un 120 % en la última década, espacio y tiempo en el que fueron modificadas o redactadas más de 150 leyes de defensa de los animales (desde 2.000 hasta 2.010). ¿Es sólo una coincidencia? Los intereses de este negocio y su poder fáctico global han sido capaces de utilizar a los movimientos animalistas (anti-globalización por definición) en su favor. La idea de la defensa del animal es su mejor publicidad. ¿Se enfrenta a esto el toreo?

Desde hace dos décadas, las grandes multinacionales de sectores de la alimentación humana, la cosmética y la estética, comenzaron a desarrollar negocios con la mascota como objeto. Procter and Gamble (que experimenta con animales sus productos cosméticos) es ya uno de los líderes del sector, junto a marcas conocidas como Colgate-Palmolive, Nestlé, Mars, Bayer, Nutreco… Han sido décadas de una lucha soterrada, con intervención en leyes y grupos políticos, para lograr la bicoca del negocio del otro gran mundo paralelo, el del animal.

En USA los norteamericanos gastan 41.000.000.000 millones de dólares en sus mascotas, mucho más que la venta de cds, música, cine y videojuegos juntos. Inglaterra gasta 5.000.000.000.000 (5 billones) de libras.

Para hacernos una idea, el Producto Interior Bruto de Etiopía es similar al gasto en mascotas en Estados Unidos. Los gobiernos invierten en datar cada gato y cada perro y cada pez o pájaro mascota en los países objeto de inversión. Existe un censo más fiable que cualquier censo de humanos en el mundo. Sólo en doce países, se censan más de 320 millones de mascotas, unas 0,4 por habitante. En España, el censo del año pasado dice que 8,5 millones de hogares tienen su propia mascota.

La conexión de intereses entre los Estados y las empresas del negocio es evidente. El ICEX (Instituto de Comercio Exterior) financió y produjo un estudio sobre el emergente mercado de las mascotas en Turquía para orientar a las empresas españolas del sector. Este mercado está copado por las grandes multinacionales. Pero el estudio sorprende por su coste, ya que incluye un censo detallado de gatos, perros, aves y peces que son mascotas de los habitantes de este país. Detalla también un estudio de los contenidos de los productos que las multinacionales venden en Turquía.

¿Qué poder tienen estas empresas?

Sólo Procter and Gamble tenía en 2.001 110.000 empleados en USA y decenas de miles más en otros países, con unos beneficios netos de 40 billlones de dólares. Por entonces se le acusó de alentar, a partir de leyes, el llamado “secreto de polución”.

Desde entonces ha desarrollado su negocio de mascotas. El periodista sueco E.H. Omblquist afirma en el diario citado que la capacidad de maniobra legislativa de estas empresas transaccionales y su influencia en los gobiernos es similar a la de las petroleras de los años ochenta. Hay, además, una serie de intereses relacionados en este mercado: primero, la necesidad de una comunicación favorable al animal, que le aproxime al ser humano en derechos y necesidades. Otra, la salida al mercado de sus inversiones en los alimentos transgénicos (prohibidos en muchos países para el consumo humano) que adquirieron en stockcajes, y, además, sus inversiones en la rama de la biotecnología.

Biotecnólogo. Esta es la profesión del líder de la ILP y de la plataforma Prou en Cataluña, el argentino de Rosario Leonardo Anselmi Raffaeli, que dice trabajar para una empresa de estética y cosmética biotecnológica.

Mundotoro ha podido saber que desde Inglaterra llega financiación a esta asociación, como que es dinero sueco el que apoya los movimientos de los antitaurinos en Ecuador. Un análisis exhaustivo de las nuevas Leyes de derechos de los animales o de sus reformas coincide en la gran expansión de este negocio, la última década o los últimos quince años. Pero hay más coincidencias que bien pueden ser fruto de la misma o de un urdido programa de comunicación e imagen, de expansión evidente.
Dos ejemplos. Uno, el debate contra la caza del zorro en Inglaterra, que ocupó un espacio de tiempo en el que se albergó unas Navidades. Idéntico que en Barcelona.


Según datos obtenidos por Mundotoro, estas navidades los hogares de los españoles recibirán como regalo 250.000 nuevas mascotas. ¿Coincidencia? Extraña que, con el volumen de negocio existente, no haya una paridad en campañas de publicidad evidentes. Pero quizá exista la comunicación, el movimiento hacia el sentimentalismo, el “cuanto más humano, más negocio”. La campaña del Zorro se saldó con los mismos zorros muertos (se sigue ejercitando, y los perros pueden ser usados para rastrear, no para hacer presa) pero la campaña coincidió con un aumento de ventas de mascotas y de producción superior al once por ciento. Y el negocio va más allá. Es imparable.

En los países occidentales el trato que tiene una mascota es de una calidad muy superior al de un ser humano en esos mismos países. Alimentación definida en calorías por volumen, edad, raza, etc., farmacología específica, hospitales y clínicas con las mayores inversiones, cementerios para perros y similares o ad hoc de psicólogos o psiquiatras.


Más aún, la empresa Genetic Savings, de USA, ya ha comenzado la clonación de mascotas para cuando éstas fallezcan. Todo esto en un mundo en donde, según Acción Contra el Hambre, bastarían con 480 millones de euros para terminar con la hambruna de 20 millones de niños desnutridos.
El poder de este mundo paralelo es de tal magnitud que asusta. Su potencial económico, social y político, en evidente crecimiento, parece el guión de una película de ciencia ficción con visos de realidad.

La capacidad de influir en los sentimientos de la sociedad avanzada, en sus políticos y gobiernos, la capacidad de introducirse en los movimientos anti globalización (animalistas) para utilizarlos en sus mensajes de “cuanto más humano, mejor (más negocio)” es de una evidencia plausible.

El toreo, que tiene todos los contenidos ecológicos para que fuera defendido por estos movimientos animalistas (se sacrifica la punta de un iceberg de vacas y toros que, además, crean un medio ambiente ecológico de una riqueza sin parangón) ha entrado a formar parte de una estrategia de comunicación a favor del indefenso animal: basta con ir en contra de él. Quizá buceando en los líderes de opinión de grupos como PETA o PROU (¿De qué viven, quien les financia? ¿Quién hace qué belgas, suecos, ingleses, argentinos…puedan ir de una parte a otra del mundo a manifestarse en un mismo año?), se halle la clave. De momento, el negocio está al descubierto. Sus intereses y su poder, también.

Fotos: Red Internet
Administrador: Excelente trabajo de investigacion llevado a cabo por C.R.V en Mundotoro. Felicidades .

5 comentarios:

José Enrique dijo...

Que los taurinos se inventen argumentos para defender su diversión tiene un pase, pero que los veterinarios nos hagamos eco de sus alucinaciones, no me lo puedo creer.

¿250000 nuevas mascotas en los hogares españoles? A esto lo llamo yo un estudio, si señor.

De las empresas que se nombran en la alucinación dedicadas al sector de los pequeños animales, ¿cuántas no trabajan también en el sector de grandes animales?

En fin, si lo que pretenden los señores de MundoToro es desacreditar a Leonardo Anselmi, lo llevan claro.

Feliz año para todos.

Isabel dijo...

Soy antitaurina abolicionista, y como yo conozco a miles de personas en España, no sólo en Barcelona, y quiero dejar muy claro que no lo soy porque haga de ello mi negocio, no. Lo soy por motivos de ética y moral, sentimientos hacia el animal, repugnancia hacia ese negocio sucio y cruel que es la tauromaquia en donde sin ningún escrúpulo los taurófilos viven lujosamente a costa del sufrimiento de un animal noble e inocente que NO nace para ser torturado y humillado públicamente para diversión de unos cuantos ignorantes y otros listillos sedientos del derramamiento de sangre. Señores, que se les ve mucho el plumero desde hace mucho tiempo y que ya no hacen efecto sus manipulaciones y sus falsedades para engañar a los demás, que está todo al descubierto, y que los antitaurinos abolicionistas nos encargamos de que el mundo ENTERO sepa la verdad de todo lo que se esconde detrás de ese repugnante negocio. Leonardo Anselmi es una persona honesta, trabajadora y luchadora por los derechos de los animales, se dedica a defender esos derechos mientras ustedes "supuestamente" celebran sus éxitos taurinos o sus frustraciones (vaya usted a saber) tal vez cazando en cotos ¿legales?. Que sabemos de qué pie cojean todos ustedes. Y por supuesto quiero terminar diciendo que están ustedes tan acojonados porque el negocio se les va a pique que no hacen más que meter la pata una y otra vez con sus continuas manipulaciones de la verdad. FELIZ AÑO ABOLICIONISTA!!

Carles Marco dijo...

Con esta especie de artículo, que se puede llamar de todo menos de investigación, mundotoro ha vertido una serie de falsedades sobre Leonardo Anselmi, y en general sobre tantas y tantas personas que de forma desinteresada trabajamos y aunamos esfuerzos para conseguir que en esta España nuestra se dispense un trato más digno a los animales. Yo ya imagino que les encantaría que todo ello fuera cierto, y esa es la única razón por la que una bazofia de artículo, que tiene más visos de ciencia ficción que de cualquier parecido con la realidad, haya tenido tanto eco en medios afines a la tauromaquia.

Entiendo que no alcancen a comprender como alguien es capaz de ocupar su tiempo libre con una causa que no le aporte beneficio económico, nunca ha sido tan certero el dicho “cree el ladrón que todos son de su condición” como en este caso. Pero tengan mucho cuidado con lo que publican, asegúrense de que es cierto y de que la fuente es fiable, porqué en caso contrario podrían encontrarse un día con una demanda por injurias y calumnias encima de su mesa.

Háganse un favor, y háganselo a la tauromaquia, y dedíquense a la defensa de aquello que ustedes tanto aprecian con argumentos solventes, en lugar de pretender cargarse a los que apoyan la ILP con mentiras y falsedades. Todo ello dice muy poco en favor de la actividad que pretenden ustedes defender

Vicent Dasí (EUPV) dijo...

Se pongan como se pongan, y digan los disparates que quieran, es una barbaridad hacer una fiesta del sufrimiento animal.
PD: Por cierto, me parece que confunden billones americanos y europeos, y si "los norteamericanos gastan 41.000.000.000 millones de dólares en sus mascotas", yo soy la reencarnación de Pio XII.

Anónimo dijo...

los antitaurinos son una panda de ñoños que proyectan en los animales su sufrimiento vital